BEBÉS PREMATUROS

Monday, December 12, 2005

Nacimiento Prematuro

La mayoría de los embarazos dura cerca de 40 semanas. Cuando un bebé nace entre las semanas 37 y 42 de gestación se dice que es un bebé nacido a término. A los bebés nacidos antes de finalizadas las 37 semanas de embarazo se los llama bebés prematuros o nacidos antes de término. En los Estados Unidos, casi el 12 por ciento de los bebés nace antes de término. De estos bebés, la mayoría (cerca del 83 por ciento) nace entre las semanas 32 y 36 de gestación, mientras que cerca del 10 por ciento lo hace entre las semanas 28 y 31, y aproximadamente el 6 por ciento antes de cumplidas las 28 semanas. Todos los bebés nacidos antes de término corren el riesgo de tener serios problemas de salud, pero los más prematuros están más expuestos al riesgo de nacer con discapacidades duraderas o de morir. Afortunadamente, los avances en la obstetricia y la neonatología— la rama de la pediatría que se ocupa de los recién nacidos—han mejorado las probabilidades de supervivencia incluso para los bebés más pequeños. Por lo general estos bebés requieren atención especial en una unidad de cuidados intensivos neonatal (NICU), con personal médico y equipos especializados capaces de tratar los diferentes problemas. Además de ser pequeños y enfermizos, los bebés prematuros tienen un aspecto muy diferente al de los bebés nacidos a término. Su piel, por ejemplo, puede ser delgada y arrugada, y sus cabezas demasiado grandes en relación con el tamaño de sus cuerpos. Pero su aspecto es normal durante la etapa de desarrollo y comienzan a asemejarse más a los bebés nacidos a término a medida que continúan desarrollándose y creciendo.


¿Cuáles son las causas de los nacimientos prematuros?

¿Cuáles son las perspectivas para los bebés nacidos antes de las 29 semanas de gestación?

¿Qué ocurre con los bebés nacidos entre las 30 y 34 semanas de gestación?




¿Cuáles son las causas de los nacimientos prematuros?

Un bebé puede nacer antes de término cuando el médico induce el parto debido a complicaciones en el embarazo o a problemas de salud de la madre. Sin embargo, la mayoría de los nacimientos prematuros se debe a un parto prematuro (que puede ocurrir después de la rotura prematura de las membranas). No se conocen a ciencia cierta las causas del parto prematuro o de la rotura prematura de las membranas, pero las últimas investigaciones sugieren que en muchos casos obedecen a la respuesta natural del organismo a ciertas infecciones, como aquellas que afectan al líquido amniótico y las membranas fetales. Sin embargo, en la mayoría de los casos, el médico no puede determinar la razón que provoca un parto prematuro en una mujer determinada.
Existen tres grupos de mujeres que corren un riesgo mayor de tener un parto prematuro y dar a luz a un bebé prematuro:

· Mujeres que ya han tenido un parto prematuro o un bebé prematuro

· Mujeres que esperan mellizos, trillizos o más bebés

· Mujeres con anomalías en el útero o el cuello del útero
Aunque pertenezca a uno de estos grupos de riesgo eso no significa que tendrá un parto prematuro. Sin embargo, es importante que conozca las señales de un parto prematuro y sepa qué hacer si tiene alguna de ellas.
· Los investigadores también han identificado otros factores de riesgo. Por ejemplo, las mujeres de origen afro-americano, las mujeres que tienen menos de 17 años o más de 35 años de edad y las mujeres con pocos recursos corren un riesgo mayor que otras mujeres. Ciertos factores del estilo de vida y del medio ambiente pueden poner a una mujer en riesgo de tener un parto prematuro.

¿Cuáles son las perspectivas para los bebés nacidos antes de las 29 semanas de gestación?

La mayoría de estos bebés nace con un peso muy bajo (menos de 3 libras y 4 onzas, o 1.500 gramos). Los nacidos antes de las 26 semanas de gestación normalmente pesan sólo de 1 a 2 libras (450 a 900 gramos). Además estos bebés corren un alto riesgo de desarrollar una o más complicaciones. Sin embargo, la mayoría de los que nace después de cumplidas 26 semanas de gestación sobrevive (cerca del 75 por ciento de los que nacen a las 26 semanas y cerca del 85 por ciento de los nacidos a las 29 semanas), aunque pueden tener que permanecer más tiempo en la unidad de cuidados intensivos neonatales. Lamentablemente, cerca del 30 por ciento de los bebés nacidos antes de las 26 semanas de gestación y cerca del 20 por ciento de los nacidos entre las 26 y las 29 semanas desarrolla discapacidades serias y duraderas.

¿Qué ocurre con los bebés nacidos entre las 30 y 34 semanas de gestación?

Estos bebés tienen un aspecto similar al de los bebés nacidos en forma más prematura, pero son más grandes (por lo general pesan entre 2 y 5 libras, o 900 y 2.300 gramos) y tienen incluso más probabilidades de sobrevivir (cerca del 90 al 95 por ciento). Algunos pueden respirar por cuenta propia y muchos necesitan oxígeno suplementario, pero sólo como ayuda (son pocos los que necesitan un respirador). A muchos de ellos se les puede dar el pecho o alimentar con fórmula por un tubo que se les coloca en el estómago a través de la nariz o la boca. Algunos necesitan ser alimentados por vía intravenosa. Los bebés nacidos entre las semanas 30 a 34 de gestación están igualmente expuestos al riesgo de desarrollar algunas complicaciones. Sin embargo cuando se presentan no suelen ser tan severas. Los bebés nacidos después de las 32 semanas de gestación rara vez desarrollan RDP y sólo cerca del 15 por ciento desarrolla discapacidades serias.

Enfermedades del bebé prematuro

37 semanas de gestación

BEBÉS PREMATUROS

0 Comments:

Post a Comment

<< Home